lunes, agosto 22, 2005

Un Blog que derrocha ternura

No hay que hacer leña del árbol caido, pero como algunos árboles no terminan de caerse nunca, hoy tenemos un servicio a la comunidá.

Les copipego la nota que le hicieron al Howard Stern uruguayo. Si Howard Stern fuera resentido y con un miedo patológico al cambio.

En la nota soy aludido indirectamente, como parte del conglomerado radial "Justicia Infinita", que en varias oportunidades (inclusive hoy) se ha encargado de criticar a este individuo, por el programa que lleva adelante desde hace muchos -demasiados- años.

Si alguien se quedó con ganas de leer la nota, aquí les va. Algunos de ustedes serán capaces de sacar sus propias conclusiones. Tiene más incoherencias que el comic de los Ositos Gummis.

* * * * *

"A los que me critican les gustaría ser Petinatti"

Casi más allá de bien y del mal, el licenciado que desde hace 15 aÑos es el número uno de las FM, habla de todo y no ahorra comentarios ácidos. Mientras, negocia su retorno a la televisión y espera una propuesta "a mi estilo".

GABRIELA VAZ (El País, domingo 21 de agosto de 2005)

Algunas escuelas de periodismo dicen que si se dividiera a los entrevistados en categorías, una sería la de los hiperentrevistados. Estos son personajes que han sido entrevistados tantas veces que toman el timón de la conversación y tienen muchas respuestas preelaboradas. Con 15 años al frente del programa de radio más escuchado en la historia uruguaya, Freddy Nieuchowicz, más conocido como Orlando Petinatti, podría entrar perfectamente en esa categoría. Sin embargo, accede a la entrevista sin automatismos ni cassettes.

Queda claro que no tiene pose, pero tampoco saca tarjeta de humilde. ¿Para qué? Malos Pensamientos revolucionó la radio en Uruguay, es el programa número uno en audiencia, obtuvo infinidad de reconocimientos –incluido un sello de El Correo–, y hasta se da el lujo de "rescatar" uruguayos en el exterior.

Para sumar, a poco más de un año del nacimiento de Radio Futura, emisora que dirige artísticamente, ésta ostenta el segundo lugar en ratings de FM. Para restar, la tele. El éxito en la caja boba le ha sido mucho más esquivo, pero tampoco le quita el sueño. Hoy espera una propuesta de canal 12 que se acople a sus exigencias. "No quiero hacer televisión para tener pantalla. Tengo parlante caliente todos los días".

Desde medios y competencia hasta política y futuro, el licenciando habla de todo. Porque él asegura que "esto recién empieza".

"LOS TRIPLICO"

—Hace 15 años que nació Malos Pensamientos y 10 años que estaba en FM, cuando se produjo el "despegue" del programa. ¿Busca maneras de reciclarse o la fórmula es "cuadro que gana no se toca"?

—Malos Pensamientos seguirá siendo el mismo programa desde que arrancó, pero no lo mismo. Muchas de las secciones que he hecho desde el 93 y hasta el 95 han innovado y han sido muy rupturistas. Esas secciones las he dejado a un costado y Malos Pensamientos se fue transformando en un programa más de comunicación que de personajes. A lo largo de los años fue mutando, pero para seguir siendo el mismo. Creo que en esencia es el mismo programa. Maradona y Pelé siempre tuvieron puesta la 10, no se les pregunta por qué nunca se pusieron la 4. ¿Para qué, si soy el 10? Muy poca gente puede clavarla en un ángulo. No le doy bolilla a las críticas porque no vienen de la gente. La gente sigue el programa. Lo escucha, lo disfruta y se entretiene. Las críticas vienen de gente que le gustaría hacer Malos Pensamientos, porque transformó el lenguaje de la comunicación. Nunca antes en la radio se contaban intimidades, nunca se llamaba a cualquier número para que te atendieran o se llamaba al exterior. Ese estilo hizo surgir un montón de caminos. Se transformó y fue cambiando a lo largo del tiempo. Es el mismo programa, pero diferente.

—Que haya sido una especie de bisagra no está en discusión. Sino que, luego de que el éxito fue probado, eso se haya continuado tanto en el tiempo.

—A mí no me parece mal. Es lo que la gente me pide, lo que quiero hacer, lo que sabemos hacer. Eric Clapton va a tocar la guitarra toda su vida. ¿Para qué le van a pedir que toque la batería? Paul Mc Cartney va a seguir cantando las canciones de Los Beatles porque nadie mejor que él para que las cante. ¿Para qué le vas a pedir a B.B.King que toque la pandereta, si nadie toca la guitarra mejor que él?

—¿Y cómo conductor nunca le aburrió hacer Malos Pensamientos?

—Nunca. La esencia es lo mismo, pero todos los días hay historias diferentes. Dentro de un mismo esqueleto siempre trato de generar sorpresa. Desde hablar al aire con Cecilia Bolocco sin que ella me conociera, hasta darle una mano a una chica que me pidió que llamara a un primo para decirle que era su hermano, porque había descubierto eso en la familia. Son historias de vida que no aburren, sorprenden. No he sacado la cuenta de cuántos programas tengo al aire desde 1991, pero pongamos alrededor de 3.000 o un poco más. Imaginate cuántas manos he dado, cuántas cosas he generado y nada me aburre.

— ¿Se ve haciendo otro programa?

—Sí, sin duda. Otro programa conducido por mí o produciendo y generando contenidos, como estamos haciendo en Radio Futura.

—¿Y dándole fin a Malos Pensamientos?

—No te puedo dar esa respuesta. Mientras siga generando lo que genera, mientras siga transformándose constantemente... Vos pensás que es siempre lo mismo, pero por ejemplo, hoy Malos Pensamientos es el único programa de radio que tiene un juego interactivo de mensajes de texto. Se llama "Quién sabe más" y es un juego de preguntas y respuestas que la gente contesta vía teléfono celular. Seguimos innovando, para que después vengan los demás y hagan lo mismo. Sólo Malos Pensamientos puede hacer determinadas cosas en lo que tiene que ver con la comunicación y si seguimos haciendo lo mismo es eso: pudiendo hacer cosas que otros no pueden.

— Ya ha dicho que ahora se le escucha en el interior y por tanto el balance es positivo, pero desde que se fue de Océano FM, los niveles de audiencia de Malos Pensamientos en Montevideo bajaron. ¿Está compitiendo al mismo nivel con otros programas?

— No. Malos Pensamientos sigue siendo el programa más escuchado en la historia de la radio del Uruguay. Hoy es el programa número uno en su horario y en todos los horarios. Que se niveló un poco la audiencia...no estoy de acuerdo. Si sumamos el interior, tiene el doble de audiencia que tenía antes. Yo no comparo Malos Pensamientos con Malos Pensamientos. A mi hoy me interesa la dirección de Radio Futura y que todos los programas funcionen. Hoy, con un año solo al aire, está segunda en ratings de audiencia. Primero está Aire FM y tercero Galaxia FM. Y Océano, buscala vos. En eso me fijo. A mí solo me interesaría comparar Malos Pensamientos con otras radios, pero no me interesa. Los triplico.

—Pero cuando vio que esos números en Montevideo bajaron, ¿no le buscó una explicación?

—Al contrario. Me enorgulleció cuando terminó el programa y 90.000 personas apagaron la radio. No solo no se quedaron en la radio que estaba yo, sino que ni siquiera cambiaron de radio. Y eso no lo digo yo, lo dicen las encuestas. Después de las cosas que he conseguido y que logro con Malos Pensamientos, cinco más, cinco menos... (levanta los hombros). Y si vienen 100.000 más del interior, estoy loco de la vida. Porque aparte estoy en una radio donde lo principal es la radio y todos vamos para un mismo lado. Entre las cosas por las que tomé la decisión de generar una radio nueva, desde cero, está que a mí no me interesaba que un programa fuera más importante que una radio, cosa que pasaba. Hoy para mí lo más importante es la radio en su totalidad.

— Pero Malos Pensamientos sigue siendo central ¿o no lo siente así?

— Es la nave insignia, sin duda. Pero espero que todos los programas que tiene y tendrá Radio Futura vayan acompañando ese proceso.

— ¿Cuál fue la meta que se fijo cuando se encargó de la dirección artística de la radio?

— Durante muchos años he guardado un montón de ideas para hacer nuevos programas, no solo desde el humor. Yo quería y quiero generar nuevos contenidos. La meta es que la radio sea número uno en todos los horarios. Todavía nos falta, por suerte. Todo lleva sus tiempos.

TV SIN IDEAS

— Este año se habló mucho de su eventual reaparición en tevé y las negociaciones con los canales 10 y 12. ¿Se le va a ver en pantalla o no?

— La televisión es una interrogante. No sé si voy a tener programa. El canal 12 todavía no ha podido generar un formato para mí, que pueda realmente llegar a ser un éxito. No me han propuesto mucha cosa interesante ni apropiada a mi estilo. Yo no voy a salir en televisión para tener pantalla. Hoy tengo parlante caliente todos los días. Me interesa trabajar en un éxito, en una propuesta que me seduzca y lamentablemente canal 12 no ha sabido ofrecerme nada parecido.

—¿La traba viene por el lado artístico, no por el económico?.

— Sin duda. Yo siempre priorizo lo artístico antes que lo económico, tanto en radio como en televisión.

— ¿Usted tiene una idea clara de lo que quiere hacer?

— Yo puedo tener muchas cosas en la cabeza, pero en televisión no podés trabajar solo. En radio sí, porque la escenografía es tu voz. Pero en tele necesitás un equipo que banque y que sepa soportar una propuesta buena. Supongo que canal 12 está trabajando en eso porque es lo que me dicen todas las semanas.

— También tuvo un acercamiento a canal 10.

— Me sentí muy halagado de que canal 10 me haya ofrecido un lugar dentro de su grilla. No pasa todos los días en este país que exista una guerra de canales por determinada figura. Pero he generado cierta vinculación con canal 12 y elegí seguir ese camino hasta que me presente algo o me diga "no supimos presentarte nada de acuerdo al nivel que exigís". Yo arranqué en el 12 en el 91. Siempre me sentí muy cómodo. Hoy cambiaron las autoridades y me siento muy a gusto con ellos. Me parecen excelentes tipos, pero uno vive del trabajo y estoy esperando trabajar. Estoy esperando que me llamen para maquillarme y empezar.

AHI ARRIBA

— En su momento se distanció de Daniel Figares...

— Más por su lado que por el mío. No tengo rencores ni bronca hacia nadie.

— ¿Tuvo problemas con la gente de Justicia Infinita?

— No, nunca tuve problemas con ellos. Es más, nos saludábamos amablemente cuando intercambiábamos el estudio. Que han hablado mal de mí públicamente sí, pero cuando me tuvieron enfrente eran los más tiernos del mundo. Y creo que en el fondo son tiernitos.

—¿Qué le provoca la competencia? ¿O siente que nunca la tuvo?

—¿No queda bien decir que no, no? (se ríe). ¿A qué le llamás competencia? Hay muchas radios y muchos programas.

—En el caso de Justicia Infinita, ¿le molestó que la radio apostara a otro programa de humor?

— No, no, para nada. Además creo que no está apostando a un programa de humor. Creo que está apostando a un estilo del que yo no quería participar. Pero no me molestó para nada. Mis diferencias con la radio no tienen nada que ver con ese programa, no pasan por ahí. En el fondo, aquellos que critican mi propuesta, hubieran querido hacer un programa como Malos Pensamientos y les hubiera gustado ser un poco Petinatti. Todos me han escuchado alguna vez y yo no escuché a ninguno de ellos.

MEDIOCRES Y RESENTIDOS

— En el programa recoge testimonios directos a diario de uruguayos que se fueron del país. A veces, hay una especie de recriminación hacia ellos.

— No, no. Con Operación Retorno yo trato de escuchar la realidad de la gente en el país en que se encuentra. No estoy en sus zapatos, entonces ni recrimino ni aplaudo. Pregunto las cosas que todos querrían preguntar: cómo se vive, qué se extraña, cuánto se gana. A través de Rescate 91.1 traemos a alguien del exterior. Eso es genial. Que una radio rescate a un tipo trayéndolo al Uruguay de vuelta es innovar, es entretener desde la emoción. Ahí escuchamos la realidad de la gente de acá también. Cuando dicen "quiero rescatar a mi padre que se fue hace tiempazo, no le fue bien y quiere volverse pero no tiene plata". La gente vota y lo traemos. Hay historias de todo tipo. No todo tiene que ver con el fracaso en el exterior. También están los que vienen por dos semanas, al casamiento de un familiar que no ven hace años. Todo eso es genial. Creo que la radio tiene la obligación, entre comillas, de generar un bien social a la gente.

—Con La mano o con Rescate 91.1 incide directamente en la vida de sus oyentes. Tiene un poder que excede al de un comunicador tradicional. ¿Es consciente de eso?

—Nunca fui un comunicador tradicional. No cualquier programa cierra el centro, traba la rambla, provoca reuniones en el exterior. Soy consciente del poder y soy muy responsable del mismo. Soy creíble, Malos Pensamientos es un producto creíble. La gente participa porque se siente segura en el programa.

—Algunos dicen que la gente expone sus miserias en el programa y usted explota eso.

—¿Es tu opinión o es lo que escuchás? Esas críticas vienen de gente que le gustaría haber creado Malos Pensamientos. Transformamos la comunicación de la radio. Yo saco al aire gente mayor de edad, gente tan responsable como nosotros, que conoce cuál es el papel del oyente al aire. Más allá de la historia, lo que buscamos es entretener. Es disfrutable. Yo siempre dije que no solamente me escuchan los que aman el programa. A los que les gusta, lo escuchan para divertirse. A los que les molesta, lo escuchan para decir "a ver qué hace este hijo de puta, a ver qué es lo que logró ahora". Cuando un programa genera tanto, cuando El Correo saca un sello de Malos Pensamientos que dice "el programa de mayor audiencia de la radio uruguaya", hay gente que eso le pega en el forro de las pelotas. El medio está lleno de mediocres y resentidos. Poné eso si querés.

—¿Qué se puede esperar de Petinatti de aquí en adelante?

—Seguir haciendo radio de la mejor manera posible, con toda la programación de Radio Futura. Estoy contento, satisfecho, feliz, paso horas aquí adentro. Antes Malos Pensamientos era el programa más escuchado de Montevideo, ahora es el más esuchado del país. Me escuchan arriba de un tractor, en la frontera, en todo el interior.

— ¿Llegó a un tope?

— Si pensara así me hubiera ido para mi casa hace 10 años. Esto recién empieza.

EL LICENCIADO ABRE JUICIO SOBRE LA TEVE NACIONAL

—¿Ve televisión uruguaya?

—Muy poca. Básicamente informativos y ya casi ni eso. Creo que la televisión uruguaya, más allá de la falta de recursos, carece de ideas y de cabezas generadoras de propuestas interesantes. ¿Cuál es la propuesta uruguaya que a vos realmente te sorprende?

—Ahora ha habido una proliferación importante de programas nacionales. ¿No hay nada que le guste?

—Pero yo no priorizo lo nacional. Yo priorizo lo bueno. Me interesa que un programa sea bueno, no que sea uruguayo.

—¿Qué mira?

—Mucho cable. Aunque te parezca mentira, soy muy de ir de History Channel y Discovery al National Geographic, con momentos de cultura realmente enfermiza. También CNN y TN para informarme y Sony o Warner para entretenerme. Las películas prefiero alquilarlas. Y deporte, ESPN o cuando hay fútbol.

—Aunque no mire televisión nacional, algo debe conocer. ¿Qué opina de Zona Urbana?

—Si lo tomo como show está muy bien realizado. Si lo tomo como periodístico, tengo mis dudas. Pero la televisión es show. Es un programa que entretiene. No creo en que lleve la bandera del periodismo o la investigación, porque sino deberían haber hecho informes sobre determinadas figuras o situaciones que el país ha vivido, que no han hecho.

—¿Y Planta Baja? Le hicieron una entrevista un poco tirante...

—Si... (se sonríe). Escuché que alguien definió ese programa como el piloto mal hecho de Mar de Fondo, con los conductores que no quedaron. Me reí mucho con esa definición. Prefiero Mar de Fondo.

—¿Adán y Eva? Por mencionar un programa de humor.

—Creo que las religiones deberían unirse para desterrar ese tipo de propuestas... pah, ¿queda muy fuerte eso, no? (se ríe).

—Ah, se arrepintió.

—Es que es el laburo de los demás. Uno vive como puede y labura de lo que puede o quiere. Yo no soy quién para criticar. Pero no me gusta Adán y Eva. Prefiero leer La Biblia.

"CON MI AUDIENCIA PODRÍA SER SENADOR"

—En televisión, ¿haría un programa "serio", periodístico?

—Me animo a todo lo que sea entretenimiento, y se puede entretener desde la seriedad. No se si me interesaría. Se que tanto en radio como en televisión soy una persona creíble. Cuando coconduje la Teletón me generó mucho bienestar interno, porque es una forma de devolver lo que la gente me ha dado. Sé que genero confianza en la gente, entonces puedo hacer lo que sienta ganas de hacer, más allá del humor, con mi estilo. No voy a salir en el informativo ...(se sonríe), aunque podría llegar a hacerlo y sería mucho más divertida la realidad.

—¿Le interesa la política?

—Como a cualquier ciudadano. Nada más. Me informo, me interesa que quien esté en el gobierno haga las cosas bien. Yo trato en mi vida, personal y profesional, de hacer lo mejor y dar lo máximo. Quiero que quienes estén en el gobierno hagan lo mismo.

—¿Tiene una identificación político-partidaria?

—Podría decirse que sí. Pero me interesa más la gente que los colores de los partidos. Si tu pregunta siguiente es si puedo llegar a candidatearme en algún momento, ya te digo que no. Aunque me lo han propuesto, y por mi audiencia perfectamente podría llegar a senador. Pero me lo han propuesto por esa confiabilidad que genero, y no por mis ideas. No sería un buen político.

—Hace algunos años, en una entrevista, confesó que en el 99 había votado a Batlle. ¿Se anima a decir a quién votó en octubre?

—Si, a Hércules.

—¿Cómo vivió el triunfo de la izquierda?

—Más que mirar a Tabaré Vázquez y a la plana gobernante, miraba la felicidad de la gente, que es lo que como ser humano me interesa. Cuando hago el programa quiero que la gente se divierta y esté con una sonrisa en el rostro. Ver a tanta gente con alegría, con colores, con esperanza, me pareció genial, contagiaba más allá de los partidos. La realidad es muy difícil y yo creo que el Uruguay no sale adelante por una persona o un partido, sino por todos juntos. Es lo que falta, un poco de unión.

* * * * *

Nacho
"Algún día será verdad... la mentira se esfumará... así será... tarde o temprano" (Banana Pueyrredón)

9 comentarios:

Agus dijo...

La verdad, que, mas alla de todo, me revienta mucho la superioridad de este tipo. Si loco, tuviste una buena idea y has currado 10 años con eso. Queres que te felicitemos por eso? Bien por vos! Lograste que Los Ratones Paranoicos tocaran en tu casamiento!

Saludos, Agus.

Rey Lagarto dijo...

Estás pasado muchacho. Recién hoy de mañana pude leer el anterior y ya me encajás otro y asi de largo?
En fin, lei tu cuentito en la NEO (y yo era uno de los tantos que ya conocía la historia).
Saludos, FABRO.

nico1138 dijo...

Para empezar, esta nota debio titularse "Me Amo"

Pero hay algo que yo le reconozco a este señor y es su sinceridad.si,asi es, su sinceridad.

Cuando los justicieros dice "alguien inteligente, no como nosotros", no estan siendo sinceros. los tipos saben que son inteligentes.

Cuando Petinatti dice "soy el mejor, el numero uno" esta siendo terriblemente sincero, el realmente se lo cree (mas alla que sea o no cierto, claro)

Fefi dijo...

mmmmmm... no creo, no, que "el pelado satánico" sea sincero. En lugar de decir "ya no me va tan bien como antes y no tengo ni puta idea qué hacer para mejorar", no quiere perder protagonismo ni reconocer que antes se apoyaba en otra gente, y se inventa (a sabiendas) una realidad inexistente, que sostiene diciendo mentiras. Que alguien que haya estudiado commente, porfa, si se llama delirio, alucinación, negación total y conciente de la realidad, o cómo es eso, da una mezcla de asombro, miedo que crea que los demás somos tan nabos que le creemos sin verificar datos que tira (de verdad dudo que él se la crea), y lástima.
by the way, Fabro, el cuentito del capítulo "ruido" de la Neo, a mi gusto está muy bien "refabrished", me reí aun conociendo el final.
Besos
Fefi

Jean Georges dijo...

Y el señor Freddy apagó el grabador de la señorita periodista y notó que edel lado de atrás tenía un calco que decía "Hércules presidente". Y fue feliz. Hasta que se sacó el snorkel y se hundió en su propio charco. Gracias Tinelli por regalarnos un hijo bobo.

la mofeta dijo...

Petinatti, Orlando: ser mediocre
Malos Pensamientos: programa mediocre
Audiencia: mediocre
Entrevistadora: mediocre.
Por lo menos hay gente que trabaja en radio y no ha perdido la sinceridad, un "cierto" programa de la cual era oyente me acaba de mandar un mail y me preguntaban porqué había dejado de escribir. Por lo menos sonó más sincero: escribí que eras una de las dos o tres que mandaba algo... pero ser una de las tres personas no me alegra, preferiré siempre ser una entre las 90.000 (?)

Azazel dijo...

"El canal 12 todavía no ha podido generar un formato para mí, que pueda realmente llegar a ser un éxito."
Che pelado... ¿No manejaste la posibilidad de que eso se deba al sutil detalle de que sos horrible en la tele?
Ojo, no me malinterpretes, no estoy insinuando que en radio seas bueno. Coincido con lo del "hijo bobo".
Por último: definitivamente mucha gente cuando llama a un programa NO es consciente de su papel. Tampoco cuando te escucha.
Levemente triste.

Marcelo dijo...

Toda la pobre gente que deja estos comentarios sobre un programa y una persona exitosa, demuestra lo fracasados frustrados y envidiosos que son, ya que les guste o no, es verdad todo lo que Peti dice.

Porque no puede ser sincero sobre su papel en la radio, y lucir sus dotes artisticos.

Espero que Uruguay algun dia crezca, pero con la gente tipica que lo habita es realmente imposible.

Marcelo.
San Pablo

Nacho dijo...

Peti, ¿sos vos?